lunes, 22 de agosto de 2011

Manipulando un poema; derramado en prosas ciegas...










Marcas el número en retroceso; marcas el cero, marcas con tu dedo muerto. -Acaso tu dedo sabe hablar-
Sabe tu dedo manipular el tiempo, solo moviendo la manecilla literal del momento, sabe, o es que solamente dice mucho y sin querer no dice nada, dime personaje extraviado del cuento, ¿Tus dedos hablan o callan?
Dime; o es ¿Qué no tienes boca? por donde balbucear el mensaje, requerido por las teclas, que murmuran a escondidas, mofándose del poema, que tienes en las puntas de tus uñas, y matas a ciegas; la inspiración del Poeta.
No dices nada, al parecer hablo con la muralla del recuerdo,
Acaso estoy perdido en el tiempo, acaso soy el personaje que no dice nada, acaso mi espejo habla y habla, y siendo el reflejo; me quedo quieto; mirando como hace gestos.
Estoy en retroceso, me quede plantado al limbo, esperando que la sombra delante mío, expire el tiempo, con la punta de sus dientes; y muerda la colilla del segundero; masticando el momento...

Que dirás, me dices de nuevo; yo, quien dice tener un mar de palabras,
te miro con tu mirada vaciada en la esquina, donde los flujos se detienen con los sonidos de la guitarra; escuchando el piano; movido a señales; entre la copa vaciada en las teclas que dices no escuchar nada...
Te miro, como punzas tus yemas; sobre la "s" "o" "b" "r" "e", te miro como mueves tus ramas; de izquierda a derecha; deletreas un dedo; y lo clavas en la ahogada mirada, de un teclado quebrajoso; mutilado por tus palabras...

Ahora; piensas; que me dices, no piensas en nada... Sueñas; tus versos y palabras; se cuelgan de tu voz del alma, meditas un cuento; una metáfora; una antítesis; o una anáfora...

"El cielo suele romper a miradas; los quiebres alfombrados en las olas metálicas, donde navegan piecitos y bracitos de oxigeno; hojas apretadas a la sequedad del tiempo... Allí se torturan el frío con la dulzura de lo tibio, entre la rezagada distancia del oxigeno; golpeando el mar a platinado, entre la ondulada ribera orillada al caudal reseco por la época
-Es primavera con mirada de verano- -Es el desierto con flujos ahogados en la muerte-
Descansa el polvo en el caudal; aprisionado en la altura de las olas; navegadas en escalón, musitado de la sonrisa desterrada, donde se menciona en silencio, el valle de la nostalgia... Quien dice decir algo, sí sólo están las olas metálicas cayendo de a poco; en el caudal reseco a hojas y polvo, entre cenizas de animalitos muertos, allí yacen huesos, y un camino parido en silencios, allí se aprecia como caen sombras, engullidas por el río muerto...
Allí muere el tiempo... Muere el universo, en su final; donde la retina; suele mirar la vereda al techo...


Continuará...




4 comentarios:

  1. Por qué te fuiste.
    Dime en que manicomio te encuentro ahora?
    Te quiero LOCO
    aunque nunca entienda la gravedad de tu locura.
    Dónde estás ahora?

    ResponderEliminar
  2. jajakaj; no sé sí lo leas...
    pero estoy en face o msn...
    u otro lado...
    que por ahora omito por dejar...
    bueno... estoy acá; pero hay una soledad tremenda... y tú estás donde siempre...
    Te quiero...
    y bueno te me cuidas...

    ResponderEliminar
  3. Hola, te recomiendo agregar tu blog al directorio Agregar Enlace Directorio es de alta totalmente gratuita y en cuestion de 1 o 2 dias, tambien tiene con tan solo un enlace reciproco apareces en lugares destacados de la web.
    Al agregar tu web a directorios mejoras tu posicionamiento en los buscadores, figurando en los primeros resultados, agrega tu web ahora Agregar Link Directorio URL

    Saludos, espero que no te haya molestado el mensaje.

    ResponderEliminar
  4. Bueno si algo no me gusta es que me dejen a medias como las telenovelas y continuará...pero como me encanto lo que escribes te lo perdono y espero el siguiente capitulo...Te dejo un abrazo y feliz fin de semana.

    ResponderEliminar